Primeros tres meses en Berlin


>>> Berlin siendo Berlin. Creativo, multicultural, de vanguardia, "the place to be" pero suciooooo. Lleno de ratas 🤪. <<<

 


Finalmente puedo sentarme a escribir. En unos días cumpliremos 3 meses de nuestra mudanza a Berlin. No niego que el cambio fue enorme y lo que pensé que „rapidito“ se acomodaba ha tardado más de lo pensado.


Como muchos saben, nuestra mudanza fue de La Paz a Berlin. Estuvimos unos años viviendo en Bolivia que gracias a la pandemia y el nacimiento de nuestra primer hija resultaron en muchos meses en Alemania. Fuimos durante estos tres años de acá para allár.


>>>Nuestra casa en 109 cajas de Bolivia a Alemania <<<

 

Los meses que fuimos y volvimos de Alemania a Bolivia fueron totalmente diferentes a vivir definitivo. Vivimos en diferentes departamentos, diferentes barrios y siempre siempre haciendo trámites y controles médicos. El tiempo libre lo aprovechábamos para ver amigos y familia por todo Alemania. Y claro, siempre juntos.

>>> Finalmente conseguimos casa en Berlin <<<

 



Ahora llevamos casi tres meses con „vida normal“, en nuestro departamento, conociendo nuestro barrio, haciendo nuevos amigos y PAPELES. En Alemania todo es papeles y burocracia. Real!


Es la primera vez que tengo una mudanza con hija a cargo y eso ha sido un gran trabajo pero también un gran aprendizaje. Es increíble lo rápido que se adaptan los niños a los cambios.


>>> Un Stop en alguno de los cuatro aviones que tuvimos que tomar para llegar a Berlin <<<

 

Mi idea de este tiempo era llegar y volver a mi trabajo, volver a la rutina. Sin embargo, me encuentro ahora en “tiempo de madre“/ Elternzeit. En Alemania, este tiempo dura 1 año y aunque disfruto mucho pasar tiempo con mi hija, extraño mucho mucho volver a trabajar. Lo que en mis planes eran unos meses sabáticos en Bolivia, se transformaron en casi dos años de pausa. Se que me voy a arrepentir y que quizás en unos meses escriba: "extraño el Elternzeit“, pero igual lo digo. El Elternzeit es un tiempo maravilloso pero también tiene mucho trabajo … de ese que nadie ve y que al final del día no sabes porque estas tan cansada y resulta que hiciste mil cosas todo el tiempo cargando una beba de 9kg.


Mientras tanto, estoy conociendo mucho de lo que es tener un hijo en Alemania y todas las ofertas que tiene en particular esta ciudad, Berlin. Los días se pasan conociendo grupos de gateo / Krabbelgruppe y madres o padres que también se encuentran en Elternzeit.


>>> La vida en Elternzeit se ve un poco así. Largas caminatas por todo el barrio <<<

 


Los planes a futuro son esperar a que la beba empiece el jardin/guardería / Kita. Por suerte, conseguimos un lugar porque es una locura tener un Kita disponible.


En Berlin, las Kitas son en su mayoría estatales y cada uno tiene que postularse para una vacante. Lo primero que hicimos al saber que estaba embarazada fue aplicar a una vacante (mandamos solicitud a 16 Kitas) y 15 meses después, nos confirmaron que teníamos lugar en una Kita. El resto de las Kitas no tenia lugar o no contestaron.


>>> Alguna Kita en Berlin. Usan esos carritos para pasear a los niños. Entre 6 y 8 niños por carrito y ¡¡ a pasear!! <<<

 

Poner a punto el CV y empezar la búsqueda laboral se estaría complicando bastante. Quizas logre algo a fin de año. De solo imaginarlo, me aterra.

Nuestra mudanza tardará mas de lo planeado. En mayo dejamos nuestra casa en Bolivia, metimos todo dentro de un contenedor y empezamos la espera que hasta aún continua. Si todos sale bien y el barco no se hunde, nuestras cosas llegaran a Berlin en octubre. Mientras tanto, seguire unos meses mas escribiendo desde estas sillas encontradas en la calle (zu verschenken).

En fin. Todo lindo, todo bello.


Besos


Patricia